jueves, junio 15, 2017

¡Hasta pronto, Max!


Por María Miranda Franco

Un gran guerrero dejó el corazón roto de sus papás, gente que lo conoció y hasta gente que sólo lo vio a través de fotografías publicadas en redes sociales.

Cuando Metropolitano conoció el caso de Max y el gran esfuerzo que estaban haciendo sus papás para lograr juntar un millón 900 mil pesos, cifra con la que Max podría llegar a tener una vida relativamente normal, pues era el costo de un trasplante de hígado que necesitaba, no dudamos en sumarnos a ese gran esfuerzo, esfuerzo del que sólo pudimos informar durante cuatro meses, pues hoy llegó la lamentable noticia del fallecimiento del pequeño Max, a causa de una bacteria que terminó con su vida.

Los papás de Max no dejaron de luchar por la vida de su pequeño, y es que a lo largo de los once meses que estuvo entrando y saliendo del hospital. Hubo días de mucha esperanza, pero también de desesperanza pues debido a su enfermedad, Atresia en Vías Biliares, el bebé padecía de anemia, altas temperaturas, incluso hace pocos días tuvieron que viajar a la Ciudad de México para la aplicación de vacunas de las cuales solo le pudieron aplicar cuatro de las seis que ocupaba por la baja de plaquetas.

Los familiares y la sociedad de Aguascalientes se sumaron a esta noble causa apoyando, ya sea económicamente o con algunos artículos para la realización de rifas, y hasta con bazares se quería lograr que Max tuviera una vida sana.

Hoy se podría cuantificar todo el apoyo que se le dio, pero no así el amor que logró juntar ese pequeño de un año cinco meses a todos los que conocimos su historia y tratamos de mejorar su vida. Hoy, le decimos adiós a un enorme guerrero que se fue, pero no lo hizo sin luchar.

¡Hasta pronto, Max!

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario