lunes, agosto 28, 2017

La atención a mujeres y niños que han sufrido violencia sexual incrementa 166% en el ISSEA

Por María Miranda Franco

Hace días se dio a conocer que Aguascalientes ocupa el cuarto lugar de violencia intrafamiliar, esto según el INEGI; derivado de esta violencia se encuentra la sexual y en la cual la entidad lamentablemente va cada año al alza, ya que mientras en años anteriores se tenía un registro de 10 atenciones en el sector salud, en lo que va del año se han registrado 24 casos.

Lo anterior no es lo más alarmante, sino que el 50 por ciento de los casos de violencia sexual que atiende el Instituto de Servicios de Salud del Estado de Aguascalientes (ISSEA) es de menores de edad.

Lourdes Martínez Staines, responsable del Programa de Salud Reproductiva del ISSEA informó que hace tres años solo se daba el tratamiento antirretroviral contra el VIH a mujeres, sin embargo, actualmente se tiene que dar también a niños y niñas que sufren de violencia sexual, en muchos casos por sus propios familiares.

“Aunque en los últimos 10 años el promedio ha sido de 11 a 12 atenciones en el total registrado por hospitales, nosotros estamos trabajando en coordinación con el Centro de Justicia para mujeres y nos refieren a mujeres y a niños atendidos para denuncia, este número se ha incrementado de tal forma que, el año pasado, tuvimos 9 casos atendidos y a 8 les otorgamos medicamento retroviral, este año llevamos atendidos 24 y hemos otorgado a 13 casos antiretrovirales”.

Se han dado casos desde recién nacidos hasta los 48 años de edad, lamentó la encargada del Programa de Salud Reproductiva del ISSEA.

Los requisitos para un tratamiento antirretroviral gratuito es que se otorgue dentro de las anteriores 72 horas del abuso sexual y la primera prueba haya resultado negativa, para que el tratamiento sea 100 por ciento efectivo, explicó la doctora que debe de tomarse la dosis completa, pues de no hacerlo en solo una ocasión perderá completamente la efectividad.

Cabe informar que el tratamiento antirretroviral más económico tiene un precio en el mercado de cinco a seis mil pesos.

“Nuestros psicólogos hacen registros en las atenciones, pero se trata de secuelas traumáticas de haber tenido una vivencia de abuso y tienen en el manejo de los casos de atención a violencia familiar un 10 por ciento relacionado con violencia sexual”, concluyó Martínez Staines.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario